tacos de polenta con salteado de pimientos y hummus de alubia
Cereales Legumbres Salado Verduras

Tacos de polenta con piperrada y hummus de alubia. Receta vegana

¡Hola! Comienza una nueva semana y esta lo hace llena de fuerza y energía con una receta que nace del i+D culinario de los domingos por la mañana. Cada domingo, dedico una media de dos horas (o algo más si me vengo arriba) a hacer batch cooking y dejar listas ciertas preparaciones estratégicas para tener las comidas y las cenas de la semana solucionadas en no más de 10 minutos. Sí, lo sé, te dije que hablaría en profundidad del batch cooking y todavía no lo he hecho, pero  prometo que más adelante lo haré. Todavía estoy en modo iniciación, XD.

Tacos de polenta

Hacía tiempo que había un paquete de polenta en el armario de debajo del microondas (ahí es donde tengo todas mis harinas, legumbres, cereales… es el único armario en el que tengo poder absoluto, jeje) y ya tenía ganas de usarlo. Cada vez que he visto hacer polenta me ha echado para atrás el hecho de verla demasiado pastosa. Además, las recetas que leía estaban cargadas de grasas (queso a rabiar), algo de mantequilla y cosas por el estilo. Sin embargo vi que no solo se podía conseguir la consistencia de puré, sino que, variando la cantidad de líquido también se podía llegar a hacer un bloque solido, y eso ya me gustó más.

Así que, ni corta ni perezosa ayer di buena cuenta de la polenta. ¿Y para acompañarla? Una piperrada (un salteado de pimientos y cebolla al que añadí unos champiñones) y hummus de alubia blanca; unas pipas de girasol tostadas con pimentón y ya estaba un plato súper completo y nutritivo listo para ser compartido.

piperrada con polenta vegana y hummus polenta con verduras y hummmus

Ingredientes (3-4 personas)

Tacos de polenta

  • 150gr de polenta
  • 1 1/2 taza de caldo vegetal
  • 1/2 taza de leche de avena
  • 15gr de levadura nutricional (opcional)
  • 1/4 cucharada de sal

Piperrada con champiñones

  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 1 cebolla
  • 125gr de champiñones

Hummus de alubia blanca

  • 200gr de alubias blancas cocidas
  • 1 ajo (si no te gusta muy intenso puedes reemplazarlo con 1 cucharadita de ajo en polvo)
  • 1 cucharadita de comino en polvo
  • 1/4 cucharadita de comino en grano (opcional)
  • 1/2 cucharada de tahini
  • Zumo de medio limón

Pipas de girasol tostadas con pimentón

  • 30gr de pipas de girasol
  • 1 cucharadita de pimentón
  • 1/4 cucharadita de ajo en polvo
  • Unas gotas de aceite de oliva

polenta vegana con salteado de verduras y hummus

Elaboración

En primer lugar hay que hacer la piperrada, ya que será la que más tiempo necesite. ¿Lo bueno? Que no vas a tener que hacerle mucho caso mientras se cocina, con tener un poco de paciencia listo.

Piperrada con champiñones

  1. Pon una sartén al fuego con una pizca de aceite de oliva a fuego medio.
  2. Pica la cebolla en juliana y cuando la sartén coja temperatura, échala. Añade una pizca de sal para que la cebolla se poche mejor.
  3. Mientras se está rehogando pica en tiras los pimientos y cuando la cebolla empiece a estar dorada, añádelos.
  4. Limpia los champiñones y córtalos en cachos pequeños. Los echaremos al final y la idea es que no tarden mucho en hacerse.
  5. A fuego lento (en mi caso la vitrocerámica estaba a un 3 de 9), cocina la mezcla de pimientos y cebolla durante 20-25 minutos.
  6. Añade los champiñones y corrige de sal. Seguramente le hará falta un poco más. Si te apetece este es el momento en el que puedes añadirle alguna especia más: pimienta negra, tomillo, orégano, un poco de cayena… Siéntete libre de añadir lo que más te guste.
  7. Cocina 10 minutos más o hasta que veas que todo está bien hecho y reserva.

Tacos de polenta

  1. Cubre un molde con papel de horno. Nos servirá para dar forma a nuestros tacos. En mi caso yo he utilizado uno de bizcocho, en él entra de sobra polenta como para cuatro platos generosos.
  2. Pon en una cazuela a calentar el caldo de verduras mezclado con la leche de avena y la sal.
  3. Cuando empiece a hervir, añade la polenta y baja el fuego.
  4. Remueve la mezcla de manera constante para evitar que salgan grumos.
  5. Si la polenta que tienes es la instantánea (que es la más común por aquí) en cosa de 3-4 minutos al fuego estará lista. Pero recuerda, no pares de removerla.
  6. Cuando veas que está bien integrado el líquido y que empieza a convertirse en una pasta consistente, viértela sobre el molde que habíamos preparado antes. Dale un poco de forma hasta conseguir que quede lo más uniforme y plano posible.
  7. Déjalo reposar durante 15 minutos.
  8. Una vez pasado esté tiempo debería estar lo suficientemente consistente como para desmoldarlo sin problema, pero si ves que todavía está blando, mételo en la nevera y espera otro cuarto de hora más. Más vale prevenir… 🙂
  9. Corta los tacos de polenta del tamaño que más te guste. Todo depende del molde que hayas utilizado. Yo los he hecho de más o menos 1cm de ancho y lo que daba de alto.
  10. Pon una sartén al fuego medio-alto con un poco de aceite de oliva y espárcela con un papel absorbente. Solo queremos que se cree una capa antiadherente.
  11. Pasa los tacos y vete dorándolos por todos sus lados.
  12. Resérvalos.

Hummus de alubia

  1. Pon todos los ingredientes en un vaso batidor y tritura hasta tener una mezcla homogénea.

Pipas de girasol tostadas con pimentón

  1. Pon en una sartén caliente sin nada de aceite unas semillas de girasol a tostar. Espera a que se doren un poco.
  2. Échalas en un bote y añádele las gotas de aceite de oliva, el pimentón y el ajo en polvo.
  3. Cierra el bote y agita hasta que las especias lleguen a todas las pipas.

Para montar el plato no hay mucho misterio. Echa una buena cantidad de piperrada con champiñones en el plato, después pon unas cucharadas de hummus de alubias y acomoda sobre él unos tacos de polenta. Espolvorea las pipas de girasol y, ¡a disfrutar!

polenta vegana sobre hummus de alubia y piperrada polenta con verduras y hummus

Al hacer los tacos de polenta yo he tenido que cortar algunos un poco, alguno se han roto y han quedado partes algo menos bonitas para servir. No hay que tirar nada. Yo he aprovechado para hacer unas “migas” de polenta. ¿Cómo? Pica muy finitas las sobras, pon en una sartén un poco de aceite de oliva y échalas. Pica un ajo (o dos) sobre las migas y vete sofriéndolas. Cuando veas que se empiezan a tostar, añádele una cucharada de pimentón (del que más te guste). Dale un minutito más en la sartén y ¡listo!

Puede parecer un plato muy laborioso, pero son elaboraciones bastante sencillas que se pueden hacer de manera simultánea o incluso con antenlación. Además, lo que puedes hacer es aprovechar y hacer piperrada y hummus de más y así tener una preparación estratégica lista para que te ayude en tus recetas semanales, o para añadir a un bocata o a una tortilla por ejemplo.

Espero que no te haya abrumado esta receta para empezar la semana. Prometo que la siguiente tiene menos elementos.

¡Feliz semana!

¿Te ha gustado el post? ¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on Google+
Google+
Email this to someone
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *